Translate:

El 11 de enero de 2018, la Secretaría de Economía publicó en el Diario Oficial de la Federación un Decreto por el que se Reforman y Adicionan Diversas Disposiciones de la Ley Federal de Protección al Consumidor (el “Decreto ").

El Decreto abarca principalmente temas relacionados con la ampliación de facultades otorgadas a la Procuraduría Federal de Protección al Consumidor ("PROFECO") para la imposición de medidas de apremio y ejecución de sanciones; así como modificaciones a la regulación de transacciones por medios electrónicos, publicidad, ventas a domicilio, contratos de adhesión, tiempos compartidos, garantías, entre otros.

Entre las principales modificaciones se encuentran las siguientes:

  • PROFECO tiene ahora de manera expresa la facultad de publicar, a través de cualquier medio, información de productos o servicios que sean considerados como riesgosos o que incumplan la ley; emitir alertas a los consumidores y dar a conocer a otras autoridades información sobre productos defectuosos, dañinos o que pongan en riesgo la salud o seguridad de los consumidores; ordenar y difundir llamados a proveedores (procedimientos de recall); retirar y ordenar la destrucción de productos que, de manera fehaciente, pongan en riesgo la vida o la salud de los consumidores.
  • En materia de publicidad, queda prohíbo utilizar leyendas que indiquen que un producto es avalado o aprobado por una asociación profesional cuando no se cuente con la evidencia científica. Por otro lado, los resultados de las investigaciones y monitoreos publicados por PROFECO, podrán ser utilizados por los proveedores con fines publicitarios siempre y cuando se indique de manera visible, clara, completa y comprobable, el medio y la fecha de publicación.
  • Por lo que respecta a las transacciones por medios electrónicos, se establecen los requisitos mínimos que deben cumplir los proveedores, tales como proporcionar información acerca de las especificaciones, condiciones y términos aplicables al producto o servicio que ofrece y establecer mecanismos para que el consumidor pueda verificar su intención de compra, aceptación de compra, soporte de la prueba de transacción, quejas y reclamos, mecanismos de identidad, de pago y entrega, entre otros.
  • Se amplia el plazo mínimo de garantía. Cuando un bien o servicio se ofrezca con garantía, ésta no debe ser inferior a noventa días. Anteriormente eran sesenta días.
  • Los contratos de adhesión registrados ante PROFECO deben utilizarse en todas las transacciones comerciales y corresponder con los contratos registrados por la autoridad. Cualquier modificación que se haga en perjuicio del consumidor, será considerada y sancionada como una falta grave. PROFECO publicará en su página de Internet una la lista de los proveedores o prestadores intermediarios que hayan inscrito su contrato de adhesión.
  • Se incluyen como corresponsables de la comercialización de tiempos compartidos a los intermediarios comerciales.
  • Se ajusta la definición de casas de empeño sustituyendo el concepto tradicional de sociedades mercantiles por el de personas morales, para incluir también a las sociedades que no tienen fines de lucro.
  • Finalmente, PROFECO tiene ahora facultades para ejecutar directamente las multas que imponga. Cuando el infractor pague las multas dentro de los treinta días hábiles siguientes a la fecha de su notificación, se aplicará un descuento de un cincuenta por ciento de su monto, siempre y cuando la multa no se impugne.

Es importante mencionar que las modificaciones arriba mencionadas entraron en vigor al día siguiente de la publicación del Decreto, es decir, el 12 de enero de 2018.

Explore More Insight